El FOMO: Redes sociales + smartphones = ¿adicción?

En 2012 Australia fue el primer país en añadir la adicción a Internet a su Manual de Psiquiatría. En la Argentina, las consultas sobre esta patología comenzaron a inicios del milenio, en plena época de cibercafé y Counter Strike, y crecieron en los últimos cinco años. “Como toda adicción, Internet puede ser el detonante de otros problemas (depresión, ansiedad, ludopatía). El uso excesivo puede vincularse con la calma de un malestar. Alivia, pero después vuelve el malestar y entonces se genera la tolerancia: necesito aumentar el uso para lograr el mismo efecto”, explica Laura Jurkowski directora de un centro argentino especializado en este tipo de ciberdependencia.

Además cada edad tiene sus propios riesgos. Los principales inconvenientes de los chicos son generados por los juegos y el cyberbullying. En la adolescencia crece la dependencia de las redes sociales. En los adultos, se suman la pornografía y el casino virtual.

En los últimos años, dos servicios en auge aportaron su grano de arena. En primer lugar los smartphones hacen que el acceso Internet esté permanentemente disponible. A toda hora y en todo lugar, el mundo está a un clic de distancia. Uno de los trastornos más recientes es el de los crackberries, personas que revisan cerca de 400 veces por día sus mensajes en el celular. El otro factor lo representan las redes sociales, que posibilitan el intercambio instantáneo de mensajes.

Ese cocktail produjo un problema nuevo: el miedo a perderse algo (FOMO en acrónimo inglés), que provoca que se esté chequeando todo el tiempo las notificaciones de las redes sociales o del Whatsapp. “Uno ve lo que hace otra persona y siempre nos parece que está bárbaro. Entonces se genera la necesidad de mostrarse”, explica Jurkowski.

Un estudio reciente de ComScore concluyó que Argentina es el país que más horas invierte en las redes sociales: 10 horas mensuales, casi el doble del promedio global, que es 5,2 h. Su influencia aumenta entre los adultos: el segmento de los usuarios mayores de 55 años es el de mayor crecimiento en el uso de las redes sociales (en algunas zonas de América Latina, el aumento es del 95%).

Más allá de los números, el índice de dependencia no lo dan las horas frente a las pantallas. En realidad, la culpa y la impotencia trazan la frontera entre el uso y la adicción. Según Jurkowski, “la línea se cruza cuando uno es consciente de los problemas causados por Internet en la familia, en el trabajo y en la escuela, pero no puede hacer nada para modificar la situación”.

Fuente: La Razón (Argentina)

Para saber más

Anuncios

Cientos de chicos de 13 y 14 años envían fotos a una cuenta de Instagram que los asocia a prácticas sexuales

instagram-logoInstagram, aplicación que permite compartir fotos en diferentes redes sociales, ha sido objeto de varias polémicas esta semana. La última, el intento de linchamiento por parte de un grupo de adolescentes que trataron de acceder a la escuela de quien había subido varias fotos de sexting de ellos a Instagram.

Al parecer, una estudiante sueca de 17 años había solicitado fotos de sexting para ponerlas en Instagram con la promesa de no desvelar la fuente de quien le pasara las fotos. Su cuenta se llenó de cientos de fotos de niños y niñas de 13/14 años, muchos con sus nombres incluidos y con las supuestas actividades sexuales que se realizaron. Según comentan los afectados y sus compañeros, no había desnudos ni fotos comprometidas, pero las sugerencias y esas supuestas actividades sexuales fueron suficientes para enfurecer a los afectados. Había tantas fotos en esa cuenta de Instagram, que varios estudiantes se organizaron por Facebook para encontrar a los culpables y cuando encontraron a la autora, hicieron un llamamiento para ir a su escuela para lincharla.

La policía acordonó y protegió el centro escolar pero eso no impidió que se produjeran disturbios y algaradas. Los jóvenes lanzaron piedras a los agentes, saltaron encima de los coches y tumbaron farolas y papeleras.

Nuevamente se demuestra la facilidad con la que las personas son difamadas a través de Internet, basándose en simples rumores, y la velocidad con la que se organizan y promueven prácticas antisociales que acaban causando serios disturbios.

Fuente: Ars Technica.

También te puede interesar

El ciberdelito se extiende por medio de teléfonos móviles y redes sociales

Symantec acaba de publicar los datos de su Estudio Sobre Cibercrimen Norton 2012 sobre cómo afecta el ciberdelito a los consumidores y cómo la adopción y evolución de las nuevas tecnologías impacta en la seguridad de las personas. De los resultados del estudio, obtenidos de una muestra de 13.000 internautas adultos en 24 países, seleccionamos algunos datos de especial relevancia:

  • Cada segundo, 18 adultos son víctimas de ciberdelitos: es decir, más de un millón y medio de víctimas cada día en todo el mundo.
  • Las pérdidas medias a nivel mundial por víctima son de 152 euros en costes financieros directos.
  • En los últimos 12 meses, cerca de de 556 millones de adultos en el mundo han experimentado algún ciberdelito, cifra que supera a la población total de la Unión Europea.
  • El 46% de los internautas adultos han sido víctimas del cibercrimen en los últimos 12 meses.
  • Uno de cada cinco adultos (21%) ha sido víctima o bien de cibercrimen en redes sociales o a través del dispositivo móvil, y el 39% de los usuarios de redes sociales han sido víctimas de cibercrimen social.
  • El 15% de los usuarios de redes sociales informa que alguien ha accedido sin permiso a su perfil y se han hecho pasar por ellos.
  • El 10% afirma que han sido víctimas de enlaces fraudulentos en las redes sociales.
  • El 44% utiliza una solución de seguridad para que los proteja de amenazas en la redes sociales.
  • El 49% utiliza la configuración de privacidad para controlar qué información comparten y con quién.
  • Casi un tercio (31%) de los usuarios de móviles recibieron un mensaje de texto de alguien que no conocían pidiendo que accedieran a un determinado enlace o marcasen un número desconocido para escuchar un mensaje de voz.
  • El 27% de los internautas adultos ha recibido un mensaje diciéndoles que su contraseña del correo electrónico había sido cambiada.

Fuente: RRHH Press

Smartphones + redes sociales: los riesgos de Instagram comienzan a salir a la luz

Imagina que tu pareja o un amigo o incluso un desconocido por la calle te sacan una foto. La suben a Instagram con la hashtag #hotstagram e inmediatamente, puede que sin tu conocimiento, estás participando en un concurso de belleza mundial, una especie de Miss/Mister Universo digital. Esta nueva amenaza a la privacidad nace de la combinación de los teléfonos móviles con cámara digital y conexión a Internet (típicamente smartphones) y de las redes sociales.

La red Instagram está repleta de mujeres que suman miles de seguidores publicando fotos suyas en poses eróticas. En ocasiones los que publican las fotos no son las propias fotografiadas sino amigos o parejas. También existen numerosas fotos de famosos, actrices, modelos… Fijándose en estas mujeres, un joven de 27 años con el alias Captain Kirk decidió crear el servicio Hotstagram, una especie de Hot or Not actualizado a la era de las redes sociales móviles. Su objetivo: encontrar el chico y la chica más sexy de Instagram.

Cuando un usuario entra en el web se encuentra con un ranking de las más votadas. Se puede comprobar que muchas de las fotos son autofotos del tipo mirrorpic, es decir, una de las modalidades del sexting. La competición se desarrolla a base de duelos entre pares de imágenes de las diferentes candidatas que el autor recaba de las cuentas de Instagram que utilizan determinadas etiquetas. Así pues, si alguien sube tu foto con una de esas etiquetas, estás dentro, quieras o no quieras. Ni siquiera hay constancia de que el responsable del web filtre las fotografías de menores de edad. Además el web proporciona los datos de la cuenta de origen, con lo cual se dispone de información acerca de la persona fotografiada. La única medida de ¿seguridad? es una banderita junto a las fotos que sirve para pedir su retirada, claro que después de que la hayan visto y votado posiblemente varios miles de personas.

La nueva amenaza para la privacidad y la imagen está servida.

Fuente: Huffington Press e Info Online.

También te puede interesar

La OEI apoya un nuevo web para prevenir las amenazas a la imagen de los jóvenes en Internet

Adolescentes y celularesGenerar o tomar imágenes y subirlas a la Red o enviarlas usando el celular forma parte del día a día de muchos adolescentes y, cada vez más, de niños y niñas. Los datos que indican la necesidad de proteger a los niños y adolescentes de las malas prácticas con su imagen en Internet son numerosos:

  • Un 36,5% de los usuarios españoles de redes sociales tienen entre 15 y 24 años. De ellos, todos los menores de entre 14 y 16 años son usuarios habituales y publican información personal y familiar. El 77% de los menores que utilizan redes sociales tienen visible su perfil público. (Ver fuente.)
  • Entre los chicos españoles de 12 a 18 años, el 64% publica imágenes privadas o ajenas en Internet. (Ver fuente.)
  • El 30% de los jóvenes ha participado en algún tipo de envío de fotografías de desnudos (sexting) con sus teléfonos celulares. (Ver fuente.)
  • El 15% de los muchachos europeos entre 11 y 16 años ha recibido a través de algún amigo “mensajes o imágenes sexuales que hablen sobre practicar sexo o imágenes de personas desnudas o practicando sexo”, y el 3% dice haber enviado tales mensajes. De quienes han recibido tales mensajes, casi uno de cada cuatro se sintió molesto por ello, y casi la mitad de estos estaba bastante o muy disgustado. Casi un 3% del total de los niños encuestados se han sentido bastante o muy disgustados por los mensajes sexuales. (Ver fuente.)
  • En los EE.UU. el 19% de los adolescentes participa en actividades de sexting enviando, recibiendo o trasmitiendo fotos de desnudos o semidesnudos por MMS o e-mail. El 60% de ellos lo hace a su novio o novia, pero el 11% reconoce haber enviado sexting a personas que ni siquiera conocían. El 81% de los sexters tiene menos de 18 años. (Ver fuente.)
  • Según la policía del Estado norteamericano de Utah el 25% de las imágenes de pornografía infantil que detectan, son originadas mediante sexting. (Ver fuente.)
  • Entre los chavales de entre 12 y 17 años de la Comunidad Autónoma de Madrid, alrededor del 20% ha participado en la realización de actos eróticos delante de la webcam como quitarse ropa o intercambiar imágenes o comentarios sexuales fuertes. (Ver fuente.)

Cuida tu imagen online... ¡Piensa antes de publicar!Ante la alarmante exposición de un número considerable de menores a los riesgos derivados de un uso irresponsable de su privacidad en Internet y la telefonía celular, la OEI ha decidido apoyar el lanzamiento de la iniciativa CuidaTuImagenOnline. Se trata de un recurso educativo online cuyo objetivo consiste en sensibilizar y formar de manera lúdica a los chicos de entre 11 y 15 años sobre aspectos relacionados con la privacidad y el uso seguro de Internet.

OEIEste web, que también cuenta con página oficial en Facebook, ofrece bajo el lema ¡Piensa antes de publicar! un juego tipo trivial, cinco animaciones sobre diversas áreas de prevención (redes sociales, sexting, webcams, manejo de datos personales y uso de la imagen) y una serie de referencias de interés para ampliar información.

La siguiente presentación ofrece más datos sobre el proyecto, ideado por PantallasAmigas, iniciativa para el uso seguro de Internet y por una ciudadanía digital responsable, y que cuenta con el apoyo, además, de la RIATE y diversas instituciones públicas y privadas de varios países iberoamericanos:

Fuente: OEI
twitter facebook Google Google Buzz Netvibes LinkedIn Menéame Latafanera Aupatu Debulla Enchílame Digg it del.icio.us Stumble It! Barrapunto Technorati Fresqui Blinkslist furl ma.gnolia simpy newsvine reddit fark TailRank

Consejos para mantener la privacidad en las redes sociales móviles

ENISALa agencia europea ENISA ha publicado una serie de reglas que los usuarios de las redes sociales online a través de móviles deberían seguir para evitar problemas. La Comisión Europea por su parte ha pedido a las empresas que gestionan estas comunidades virtuales que mejoren sus políticas de privacidad y seguridad relativas a los menores.

El acceso a redes sociales través de los teléfonos móviles se ha disparado. Según ENISA, más de 65 millones de usuarios acceden a Facebook a través del móvil, siendo este tipo de usuarios un 50% más activo que el que accede a través de un ordenador.

Cuando la conexión se realiza a través de un móvil los usuarios desconocen las normas básicas de seguridad que aplicar. La agencia ha identificado varios casos en Italia, Francia, España, Grecia o Reino Unido que demuestran las amenazas relacionadas con el uso inadecuado de la información que se expone en una red social.

Para evitar estos problemas, la agencia ha creado una lista de “consejos prácticos a los usuarios sobre cómo estar online de manera más segura, en cualquier lugar y momento”:

  1. Elegir de forma cuidadosa qué imágenes, vídeos o información se publican en las redes sociales.
  2. Nunca enviar información delicada.
  3. Usar un pseudónimo.
  4. No aceptar ofertas de amistad de personas desconocidas.
  5. Verificar todos los contactos.
  6. Utilizar un email personal, no el del trabajo.
  7. Ser cuidadoso con cómo describes a la empresa en la que trabajas en las redes sociales.
  8. No mezclar los contactos personales con los profesionales.
  9. No dejar a nadie ver tu perfil o información personal sin tu consentimiento.
  10. No perder de vista nunca el teléfono móvil.
  11. No guardar contraseñas en el móvil.
  12. Utilizar las configuraciones de seguridad disponibles en el móvil.
  13. Ser cuidadoso con lo que se publica sobre otra persona.
  14. Leer cuidadosamente y completamente la política de privacidad y los términos de uso de la red social que utilizas.
  15. Utilizar las opciones que preservan la privacidad en la red social.
  16. Tener cuidado cuando se está utilizando el móvil y vigilar dónde se deja.
  17. Desactivar los servicios de localización (como el GPS) cuando no se estén usando o no se necesitan.

La Comisión Europea ha solicitado hoy mismo que las empresas del ámbito de las redes sociales mejoren sus políticas de privacidad y seguridad respecto a los menores tras constatar que menos de la mitad (40%) de estas plataformas se asegura de que los datos de los niños sólo sean visibles por omisión sólo por sus amigos.

Según un estudio presentado por la Comisión el 50% de los menores europeos facilita datos personales en Internet que pueden permanecer a la vista de cualquiera.

Añade que sólo un tercio de las empresas responsables de redes sociales responde a las peticiones de ayuda de los usuarios, según los datos de un informe realizado entre la veintena de empresas adheridas (en teoría) a los ‘Principios para redes sociales más seguras’, elaborados por la Comisión en 2009. Además se critica que no usen un lenguaje adecuado para los menores y que sólo la mitad de los webs analizados impiden que los perfiles de los usuarios menores de edad puedan encontrarse en buscadores de internet.

En España la AEPD ha subrayado que “la implantación de sistemas de verificación de la edad sigue siendo una asignatura pendiente para la mayor parte de las redes sociales, que mantienen miles de perfiles de menores de 14 años”.

Fuente: Expansión

Los móviles pueden servir para evitar las estafas de tipo ‘ore ore’ en las redes sociales

Un truco que vuelve este año por medio de las redes sociales, tras ser común en los servicios de webmail y en las redes de telefonía celular japonesas años atrás, es la denominada estafa ore-ore.

Una persona de Missouri (Estados Unidos) envió al menos 4.000 dólares a un estafador que suplantó a una amiga suya en Facebook.
El estafador accedió a la cuenta de la amiga y mandó a la víctima un mensaje diciendo que se encontraba en una cárcel en Londres y que no tenía dinero.

A pesar de que la propietaria legítima de la cuenta pronto se enteró de que alguien había suplantado su cuenta, no pudo evitar que varios de sus amigos fueran víctimas de la estafa.

Los expertos en seguridad llevan tiempo advirtiendo de que las redes sociales hacen a la gente más vulnerable de una estafa gracias a la atmósfera de confianza que promueven.

De hecho los criminales están intentando ataques por medio de redes sociales que ya no funcionan vía correo electrónico.

Mediante técnicas de phishing y/o de ingeniería social los estafadores piden a una persona que responda con su nombre y contraseña (antes de un servicio de webmail, y ahora de una red social online).

Una vez que proporcionaba su contraseña, la estafa a los amigos comenzaba.

Estos fraudes se remontan años atrás y no requieren el Internet en absoluto. Hace años, los estafadores en Japón robaban teléfonos celulares y llamaban a los familiares de los propietarios, diciendo: “Soy yo, soy yo” (ore, ore, en japonés) – para luego pedir dinero.

El consejo para evitar esto es que si recibe un mensaje de un amigo que le pide que le envíe dinero, hay que tratalo con desconfianza. Y si desea confirmar si realmente está en una situación desesperada o no, pedir un número de teléfono donde se pueda localizar. Al menos, así podrá comprobar si es su voz o no.

Fuente: InternetNews vía Seguridad.UNAM

A %d blogueros les gusta esto: